BotonAmarillo
Publicidad
Publicidad

Artritis en los perros

Uno de cada 5 perros sufren de artritis en su vejez y esta es una de las causas más comunes de dolor crónico a esta edad.

Esta enfermedad se vuelve más evidente al envejecer, pero el cuidado y tratamiento adecuados pueden ayudar a controlar el dolor de su perro y conservar su calidad de vida.

Síntomas de artritis

  • Antes caminaba rápidamente adelante de usted pero ahora se queda atrás.
  • Parece tener dificultad para sentarse o levantarse.
  • No se incorpora para ir a comer o cuando le despiertan.
  • Está menos interesado en jugar.
  • Tiene temor para treparse a una cama, en algún mueble o subir las escaleras.
  • Cojea o favorece una pata sobre otra.
  • Expresa dolor con un lloriqueo o gemido cuando le tocan las patas.
  • Duerme más que antes.
  • Cambia su comportamiento.

 

Qué puede hacer

Un perro con artritis requiere cuidados especiales. Se le puede dar más comodidad poniéndole una cama hecha de hule espuma ortopédica, levantando del suelo los recipientes de comida y agua para que no se agache demasiado, y paseándolo por superficies suaves de tierra (en vez de asfalto) para reducir el impacto en las articulaciones.

También es importante que su perro mantenga un peso saludable mediante una dieta controlada y ejercicio, pues el sobrepeso aumenta la tensión en las articulaciones.

 

Tratamientos 

Bajo ninguna circunstancia debe darle al perro medicamentos para personas, incluso fármacos comunes y de venta libre como la aspirina, pues pueden resultarle tóxicos.

Los suplementos como glucosamina y condroitina y los antiinflamatorios no esteroides (AINE) pueden ayudar a disminuir el dolor, pero lo mejor es consultar con el veterinario antes de administrarlos.

 

Comentarios

No hay comentarios. ¡Lo invitamos a ser el primero! Utilice el formulario que se presenta más adelante.

Si lo que quiere es hacer una consulta, puede usar directamente el formulario de consultas.

Haga su comentario

  • requerido
  • Su E-mail no será publicado requerido